miércoles, 16 de agosto de 2017

TE QUIERO

como una eclosión
de colores
como el deseo
impregnado en el aire
como la palabra
creada y no
como un torrente de mariposas
en el estómago
como la dimensión desconocida
como un planeta
solo visto por nuestros ojos
como los enojos
que nos toman prisioneros
cuando nos acercamos demasiado
como el paquete de papas fritas
que mi padre me obsequió
allá lejos, hace tiempo
y persiste su sal en mi recuerdo
como esa ventana
semiabierta
en espera del bullicio de los pasos
como lo que no se puede explicar
como la esperanza
que aunque caigamos
siempre nos acompaña
como el canto de los pájaros
como los caminos
anchos angostos
sinuosos
como el no saber que somos
y el corazón extrañarte

No hay comentarios: