miércoles, 1 de febrero de 2012

LA OTRA MEJILLA

se visten los buenos
reparan pocos en ellos
naufragan con la lengua afuera
exponiendo la otra mejilla
aun cuando ciertos géneros hablantes
intentan descargar la furia del no ser.
Dime que sucede cuando el control automático
convida vestiduras de amianto
en las afueras las cenizas
han permanecido al acecho
bárbaros  aullando cavernas
deshabitadas como sobresaltos
sin un pétalo de pestaña
eucaliptos
o nomeolvides
y en un mientras tanto caras colorante
escúchame ¿se entretiene el mundo
en paradójicos individualismos?.





3 comentarios:

Gustavo Tisocco dijo...

Bello poema Clau, bello blog... Un abrazote Gus.

Claudia Ainchil (PERIODISTA-POETA) dijo...

muchas gracias GUS!!!! ABrazo !!!

Anónimo dijo...

Veloz y hermoso poema.
Dario Paiva